Hemos estado de charla con «Olivia»

  • Autor de la entrada:

El grupo alicantico Olivia acaba de presentar su segundo LP llamado «Unidireccional». El grupo revisa algunas de las emociones del ser humano a través de las canciones que componen el disco. Aparece la melancolía («Nieve»), la nostalgia («Donde solíamos jugar»), el desencanto («¿Quién?»), la autoafirmación («El único») y todo se envuelve de un inevitable tinte social y fuertes convicciones generacionales que reflejan la forma de ver el mundo que nos rodea.


 

Para poner un poco en situación empecemos por el principio. ¿Qué es Olivia, cómo os definís, y cómo surge el grupo?

Olivia es un grupo de amigos, de colegas de Alicante. Que deciden formar un proyecto un poquito antes de 2015, pero sí es cierto que en 2015 nos lo planteamos un poco más en serio.

Somos Mario, Sergio, Alex y Salva. Empezamos el proyecto con Raúl de Lara en los estudios de AMA, en Murcia. Y desde ese momento hemos grabado diferentes EPs y dos largos, presentando ahora el segundo.

Estáis presentando vuestro disco “Unidireccional”, que me podéis contar del disco.

Es como parir un hijo. Hemos creado algo nuevo en lo que hemos puesto todo el cariño del mundo, todo el empeño del mundo, y por suerte creemos que la gente lo está recibiendo muy bien. Por lo menos, las criticas que nos están llegando nos dejan ver que es un pasito más, que no es un “Principio de incertidumbre” 2. Sino que es algo distinto y algo que nos apetecía mucho hacer: no poner barreras a la música, y hacer lo que nos gustaba hacer.

¿Por qué el título de unidireccional?

Principalmente lo que queríamos reflejar es que vamos todos en la misma dirección. También, siempre hay alguna temática de la canción que tiene que ver con la gravedad. Así, era también la forma de ligar diferentes temáticas que se encuentran en las canciones. Además, en la situación actual tenemos que remar todos en la misma dirección.

Habéis presentado como adelanto del disco “¿Quién?” “Donde solíamos jugar” y “El único”. ¿Qué tienen estas canciones para que fueran las elegidas como anticipación?

Creemos que variedad. Se trata de tocar todos los palos que queríamos presentar en el disco. También, son un poco los extremos. Está la parte positiva de afrontar donde estamos y la parte negativa que a veces genera también este momento. Queríamos un poco representar eso: todos los palos que después se tocan en el disco.

La composición y grabación del disco ha ocurrido durante la pandemia, ¿Cómo ha afectado esto tanto a las letras como a las melodías que habéis creado?

La situación en general ha afectado, tanto a nivel de letras como de composición o de armonías, al final esta situación ha influido mucho. Es decir, parte del disco estaba compuesto antes de que empezara nada; parte de las canciones, estructuras y muchas ideas ya estaban de antes. Pero, sí que es cierto que cuando empezamos a darle forma real ya estábamos metidos en plena pandemia. Estábamos trabajando cada uno desde casa. En las letras que escribió Salva en ese momento, en ellas hay mucho de la pandemia. Tener que estar encerrado en casa muchos meses, te hace darle muchas vueltas a la cabeza. En muchas letras es determinante la pandemia.

¿Cuáles eran vuestros referentes a la hora de abordar la creación del disco?

La manera de abordar lo que acompaña a la letra es según. A veces la música lleva a Salva a trabajar con una letra o sobre un sentimiento, como puede ser el caso de “21 gramos” que es un tema bastante rockero con mucha energía; ahí estaba claro que quería transmitir algo más así de rabia. Otras veces intentamos trabajar un poco al revés; entonces sobre el sentimiento o las letras enfocamos un poquito la creación de la música en sí. Después, en cuanto llega la música, ya llegan las propuestas de los cuatro de influencias y se va uniendo todo.
No nos paramos tampoco a evaluar en ningún momento: ahora queremos parecernos a esto, o ahora queremos parecernos a lo otro. Nos dejamos llevar simplemente.

Muchas de las canciones del disco tienen una reivindicación social, ¿sentís que, al tener un altavoz como músicos, tenéis que enviar un mensaje importante al mundo?
Hemos crecido todos con punk. Nuestra adolescencia la hemos pasado escuchando música y la hemos entendido en muchos casos como un medio para reivindicar cosas con las que no estás de acuerdo, no estas a gusto, con las que no estas bien o con las que estás muy bien. Pero, sí que la hemos entendido como una expresión de la situación social, política y de una forma reivindicativa.

Entendemos que en el contexto de la música actual no va muy de la mano, ni va muy en la línea de ese sentido. Pero nosotros hemos crecido con eso y lo entendemos un poco así también.

Tenéis varias fechas previstas, ¿cómo os enfrentamos a estos nuevos conciertos?

Esa es la gran incógnita, ¿cómo nos enfrentamos a esto? Habrá que enfrentarse. Ahora mismo, como tenemos tantas restricciones y tan severas; por ejemplo, nosotros que somos de la Comunidad Valenciana ni siquiera podemos juntarnos dos personas de distintos hogares. El pensar que, en dos, tres meses, vamos a estar delante de un escenario y delante de gente; es que es casi un sueño hecho realidad. Es lo que queremos que ocurra. Y lo que antes era la normalidad, ahora es un sueño. Todo lo que tenemos contenido de estos meses de pandemias e historias, lo vamos a dar todo en ese día. Ese día en Moby Dick vamos a descargar toda la energía. Siempre de una forma segura, porque queremos que todo salga bien y que sobre todo no haya problemas; pero, que no se corte la música.

En esos conciertos que estáis preparando, ¿qué canción es la que tenéis más ganas de tocar en directo con el público?

La verdad es que con las canciones; como primero sacamos la maqueta, van al estudio y luego las escuchamos grabadas y luego viene la pregunta interna de “Bueno, luego a ver cómo tocamos esto en directo”
Esto nunca ha sido un problema para nosotros porque siempre basamos las canciones en una base de rock y luego con unos sintes que acompañan, pero la verdad es que tenemos mucha curiosidad por saber como va a sonar el conjunto del disco. Incluso cuando empecemos a ensayarlas veremos como cuadran, porque hay que tener en cuanta que en los lanzamientos anteriores ya estábamos ensayando, pero ahora aún no estamos ensayando. Entonces, primero hay que ver como encajan las canciones en la sala de ensayos y después, cuando pasen ese filtro, habrá que ver como quedan en directo.

Tenemos curiosidad por ver como queda “Hombre Lobo en un Café” porque es muy distinta a lo que hemos hecho siempre. También tenemos curiosidad por el final de “¿Quién?”. Ten en cuenta que nos estamos mojando mucho porque aún no hemos ensayado así que puede ser que no llegue ni siquiera al directo. Todo es posible.

¿Si Olivia fuese una parada de bus, cómo seríais?
Estaría en un sitio oscuro. Sería una línea de autobús en Londres que solo para tres veces en toda la ciudad. Se subiría gente rara, no podría ser gente normal. Nos imaginamos gente con frac, con monóculos y cosas así. Pero, con monóculo, pantalones cortos y calcetines altos también. Igual sería más un carruaje que una parada de bus (risas).

Sigue a Olivia en sus redes sociales:

FacebookInstagramTwitterYouTubeSpotifyWebsite
descarga revistaRecuerda que puedes descargarte nuestra revista gratuitamente desde aquí
Compártelo